Sueños en pasado imperfecto.


El bar era oscuro y hacía calor. No sé cuanta gente habría a mi alrededor, sentados frente a diminutas mesas con vasos y tazas sobre ellas. Los veía a través de la niebla del humo de cigarros, o eso creía, porque ahora, que estoy despierta, pienso que quizás la niebla era solo parte de la puesta en escena del sueño. La lógica de los sueños y la de la realidad no es tan diferente, los diferentes son los materiales con los que trabajamos en el sueño y en la vida real. En el sueño no era extraña la niebla dentro del bar, pero tuve que estar despierta para saber que no era extraña. Yo solo estaba atenta a la música que sonaba. Duke Ellington, en el piano, vestido de blanco, con un sombrero blanco echado hacia atrás, tocaba la música más bella posible.
Pero entonces, la música comenzó a cambiar y de repente, reconocí Penny Lane. Miré a mi alrededor, esperando que alguien más notara que eso no era correcto. ¿Por qué estaba ese joven Duke Ellington tocando una canción de los Beatles? Pero nadie lo notó, obviamente. Muchas de las sombras detrás de la niebla, no parecían ni siquiera oír la música. Solo yo estaba despierta. El resto actuaba, pero parecían dormidos.
Me quedé sentada un rato más, escuchando la extraña versión de una canción sonando en un pasado en el que aún no existía, en un sueño que ocurría en el futuro, que era mi presente...


11 comentarios:

  1. Leyendote tuve la misma sensacion q semanas atras en un bar escuchando jazz.
    Muy buen post, genial la musica.
    Beso!

    ResponderEliminar
  2. Excelente.

    Muy buen relato. es un sueño?

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Marcelita me he puesto al día, me ha encantado el texto del don, yo también pienso en brujas buenas, te dejo un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Te queda muy bello el texto.
    un placer pasar por tu casa.
    Que disfrutes la noche de haloween.
    un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Aprovecho el responderle al Gaucho para explicar que este sueño lo tuve ayer a la noche. La semana pasada vi un documental sobre Duke Ellington, y a su vez tuve una charla sobre los Beatles, supongo que todo eso se me metió en la cabeza y terminé soñando esta ensalada musical.

    Romina: Gracias. Se ve que yo extraño hacer eso exactamente, ir a escuchar jazz en vivo y bueno, lo sueño!

    Patricia: muchísimas gracias.

    Ricardo: Gracias. Un lindo Halloween para vos también.

    Besos a los cuatro.

    ResponderEliminar
  6. Pues que bonito sueño. Me gusta mucho el jazz así que ya te imaginarás mi rostro cuando te leía.

    Besos.

    ResponderEliminar
  7. En el sueño todo es posible.
    En la realidad no.
    Mejor seguir soñando.

    Besos.

    ResponderEliminar
  8. El final, es genial ( vaya con la rima).

    Muy hermoso.


    En España llevamos varios años con la moda del halloween, cosa que a mi no me gusta nada, de nada.

    Besos

    ResponderEliminar
  9. Las raices de los actuales se encuentran escondidas en el pasado...no sería de extrañar

    ResponderEliminar
  10. Precioso texto. El final me ha gustado mucho.

    Abrazo

    ResponderEliminar
  11. Soñar no cuesta nada, afirman algunos irresponsablemente... ¡seis años de terapia pagando para que me escuchen lo que soñé!
    D.

    ResponderEliminar